miércoles, 19 de marzo de 2008

¿Madre Soltera o Hijo Sin Padre?

A veces es una opción de la mujer, otras veces son las circunstancias, dentro de las cuales se contemplan el “condoro”, “la arrancada”, algún accidente o enfermedad que no permita la participación y el “no estoy preparado” entre otros.

Desde el punto de vista cultural y sociológico las opiniones sobre las madres solteras han cambiado mucho en los últimos tiempos. Ahora una mujer sola sacando adelante a su hijo provoca admiración en contraposición a la vergüenza que en otras épocas acompañaba al mismo hecho, en otras palabras, el “guacho”. Sin embargo, en lo referente a las condiciones económicas y emocionales, muchas madres que deciden tener un hijo solas, deben afrontar más dificultades y una doble carga de responsabilidad…deben ejercer el rol padre-madre con total eficiencia.

Ahora, tomemos en cuenta lo que nos dice la naturaleza: ella es sabia, si exige la participación de un hombre y una mujer para engendrar un hijo, es por que éste necesita de una papá tanto como de una mamá; si la sola madre fuera suficiente, con certeza habría sido dotada de algún mecanismo de autofecundación. Pero la cosa no es así.

Por otra parte, es fuerte no tener una imagen paternal… inconscientemente vas buscando un modelo en el cual reflejarte…y ahí también está la astucia de la madre, en saber suplir muy bien esta ausencia y principalmente, y cosa que agradezco hasta el día de hoy, es que de pequeño te den total autonomía para tomar decisiones, y no seas un “apollera’o” u otro término símil. Se dice que en los hijos hombres, sin un modelo paterno, podrían tener dificultades en la identidad psicosexual o problemas para aceptar las normas, con los consecuentes conflictos hacia las figuras de autoridad…afortunadamente, creo que no pasé por aquella etapa…

Como contraparte, en la mujer, el amor por el hombre se aprende desde la niñez con el padre (hecho descrito tiempo atrás por psicólogos y filósofos (el complejo de Edipo)), si ésta interacción no se da, suelen presentarse dificultades en la vida adulta, por ejemplo, una exagerada conducta de seducción buscando el amor de todo hombre con quien se relaciona, o lo contrario, un rechazo al sexo masculino con la generalización conceptual de que “los hombres no sirven para nada”.

Otro problema que nos afecta es que es muy probable no tengamos hermanos, y por razones de tipo económico tu madre deberá trabajar para atender tus necesidades, con la grave consecuencia de que será muy poco el tiempo que queda para compartir…esto en realidad no sé que tan malo sea; insisto en el punto anterior: este hecho, si es bien manejado, fortalece la autonomía del ser en desarrollo y la independencia, pero sólo si es bien manejado.

Bueno, finalmente debo decir, que mi experiencia personal ha sido grata: mi mamá desde chico me otorgó autonomía y cariño, si bien nos veíamos poquísimo durante la semana, tenemos una excelente relación, fortalecida por una muy buena familia; y en relación a él, a quién no estuvo conmigo…siempre tuve la sensación de que iba a aparecer en algún momento importante de mi vida, siendo el punto cúlmine mi graduación…pero nada. Por eso, he pensado en ese momento más de una vez, y creo que si bien mi instinto no sería el rechazo inmediato, no sería un encuentro muy agradable que digamos…si me dice que el apellido y otras fauces, le diría de plano que no, porque mi apellido, el de mi madre, es mi identidad, con él crecí y me dio una imagen que no quiero olvidar. En fin, pero si aparece, bien, y si no aparece, bien también. Me es una situación indiferente…

http://www.achib.cl/

1 opinaron:

mfsc dijo...

Hola, yo tambien soy un hijo sin padre, y hace poco lo busque, lo encontre y lo llame por telefono. Su reacciôn, me rechazo de inmediato, yo solo queria saber quien era, nada mas pero m dio muy duro por eso te digo es mejor que dejes asi y que no te hagas dano, no lo busques te lo recomiendo por expercienca propia

Saludos