martes, 29 de enero de 2008

Mamá solita

Pobre de mi madre que le tocó solita criarnos, educarnos a mi y mis hermanos; porque el destino nos arrebató a nuestro padre siendo apenas todos unos niños y adolescentes, la mayor de quince años, el segundo de catorce años, el tercero de trece años, la cuarta de siete años y yo a penas de un año.

Desde entonces ella continua solita...

El tiempo ha pasado pero ella supero esa etapa tan difícil y nos ha entregado su vida, su amor, su comprensión y apoyo.

Porque aun siendo yo adulta, casada con hijos esta conmigo cuidando a mis hijitos y dando consejos a todos sus nietos quien con su ejemplo nos enseña que nada es posible sin el gran amor que ella tiene.

El es “DIOS”, quien le dio toda la fuerza y valentía para luchar por nosotros para vernos crecer y hacernos hombres y mujeres dignos hacia Dios y la sociedad.

Las palabras no me alcanzan para decirle gracias mil gracias Lolita por su entrega...

Bendita seas madrecita linda... todos los días de tu vida...

Que Diosito te guíe siempre.

Nota: este es un mensaje real para todas las madrecitas que de una u otra forma están luchando solas con sus hijitos, que sepan que Dios esta con ustedes y si se agarran de su mano jamás las desamparará.

Colaboración de Flor María
El Salvador

www.tubreveespacio.com

1 opinaron:

Alfonso dijo...

Son grandes como el mar. Y cuánto más viejecitas, más se encogen, pero siguen haciéndose más grandes. Y cuando ya no están, entonces te das cuenta, de como era el tamaño y cuán vacío te quedas.